The-Babadook1

Babadook y el hombre ciego

El hombre no veía, pero veía (a su manera). No veía con los ojos, no podía leer, ni caminar, ni ver una película de la forma en que los demás lo hacían.

La sala de cine se empezaba a llenar y un trabajador acompañaba a un invidente hacia su asiento. Se conocían, hablaban cordialmente.

– Esta dicen que tiene una buena banda sonora, seguro que te gusta – le decía el trabajador del cine mientras se despedía cordialmente.

Imagen de la película Babadook. Fuente: static01

El chico empezó a hablarnos en seguida que reconoció el acento gallego de mi amiga, y dijo que él se solía fijar mucho en cómo hablaba la gente, y que los sabía identificar al instante, que el único que se le resistía era el acento canario, ya que se asemejaba mucho al venezolano.

Las películas de terror eran las que más le gustaban. Ese día escogió Babadook.

Chirridos, pasos, golpes. Silencio. Gritos y chillidos. ¡Babadook – dook – dook! Música de tensión. Un mar de sensaciones le recorrían el cuerpo mientras se imaginaba lo que ocurría.  Veía sin unos ojos que le funcionaran, veía los susurros y cada tono de voz era como un color para él, un color vivo que almacenaba en su mente arcoiris. No veía, y los demás se reían a sus espaldas preguntándose qué hacía un invidente en el cine.

Yo no me reí, pues sabía que aunque no me viera, me vería. Sabía que él se daba cuenta de las burlas que recibía, que notaba los gestos y los silencios sin palabras.

Me pregunté cómo sería ver como ellos ven. ¿Cómo entienden un mundo que se fundamenta en el empirismo? ¿Cómo se imaginan la realidad? ¿Cómo la conciben sin haberla visto? ¿Cómo podía haber entendido la película habiéndose perdido muchos detalles que no se intuyen ni por la música ni por el habla? Pero cuando más me sorprendí fue al final:

– Ha sido una película malísima – y empezó a reírse.

Los demás asistentes del cine se miraron preguntándose cómo podía saber si realmente era buena o mala.

Al fin y al cabo, los que vemos con los ojos creemos que ellos no nos ven, pero estoy segura que ellos ven más allá que nosotros.

Sobre Anna Prats

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:

Powered by themekiller.com anime4online.com animextoon.com apk4phone.com tengag.com moviekillers.com